Improntas a dos voces

Está a punto de cumplirse uno de mis sueños: publicar con Olifante Ediciones de Poesía; mi nueva aventura es "Instantáneas entre penumbras".
Tendido aquí en la arena,
mientras veo volar
las gaviotas
me pregunto: ¿y el mar,
sabrá volar el mar?

(José Corredor-Matheos)

Buscar este blog

domingo, 24 de febrero de 2013

ESPEJISMOS DE IRREALIDAD


I

En la estantería,
palidecida por el paso
superfluo e inconmovible
de la cotidianidad,
se aturden el polvo
y las escorias
del olvido

El plumero irreductible
del tiempo inconexo,
de saetas
displicentes,
espera su momento

No hay clemencia
para las arrugas
de la intemperie
en la morada
del insomnio

II

Partículas de café
recorren la mejilla
de la espera

Polvo de almíbar
en la comisura
del adiós

Agridulce
conmoción

En la distancia,
subsiste,
el aroma
del prejuicio

III

Las sombras
impregnan los meandros
de la ausencia,
en un baile
de fulgores y matices

Un tímido rayo,
desertado un anochecer,
asoma desabrigado
en la desnuda
habitación

La soledad
se escolta
de vacíos y sigilos

De "Alambique de vestigios"
Editorial Quadrivium
Francisco J. Picón

6 comentarios:

  1. Inquietantes esos vacíos y esos sigilos. Un abrazo, amigo.

    ResponderEliminar
  2. Espejismos? ... A veces son realidades inconmesurables ...

    Un cálido abrazo

    ResponderEliminar
  3. Polvo de almíbar
    en la comisura
    del adiós
    -----La mente es tan prodigiosa que sin pensar lleva la mano
    a escribir poesías que no alcanzan las palabras para
    descifrar los sentires del poeta que desborda con su pluma.
    Espejismos que muchas veces son reales, o se hacen realidad.
    estos versos me encantaron Fran, beso enorme : Precioso poema.
    kika.

    ResponderEliminar